Follow Us On

“Veo mucha rabia en la gente por el desgobierno de Quintero”: Luis Bernardo Vélez

El concejal y candidato a la Alcaldía de Medellín, Luis Bernardo Vélez, habla de su lectura sobre la ciudad y lo que ha pasado con la administración de Daniel Quintero.

Durante 129 días, el concejal y candidato a la Alcaldía de Medellín, Luis Bernardo Vélez, recorrió la ciudad buscando las 110.000 firmas que presentó ante la Registraduría para avalar su aspiración por el movimiento Cuidemos Medellín, con el que espera culminar su campaña, sin bajarse de su aspiración como ya lo ha hecho en el pasado.

“Esta vez no me bajo”, dice Vélez y lo hace convencido de que este es su momento por la experiencia y conocimiento que tiene de los procesos sociales de la ciudad y en respuesta a esa rabia ciudadana que viene en aumento en las calles de Medellín por un gobierno “nefasto”, falto de transparencia y que engaña con promesas como el congelamiento de las tarifas de energía, “que nadie le cree en los barrios”.

Ahora que se lanza a la Alcaldía de nuevo le reclaman que hace cuatro años se retiró y apoyó a Quintero, ¿cómo es eso?

“Bueno, a mí me gusta la pregunta por varias cosas. Lo primero, la gente dice que yo me he bajado muchas veces. Y realmente solo ha sido de una aspiración seria, que venía avanzando, y me bajé cuando, desafortunadamente, apoyé al hoy alcalde Quintero. Hace cuatro años estaba también por un ejercicio de un grupo significativo de ciudadanos, de un movimiento que llamábamos Somos Medellín, pero llevaba muy pocas firmas. Es ahí cuando nosotros hacemos la alianza con Quintero y paso a encabezar la lista del movimiento Independientes”.

“Así fue pero lo que tengo que decir, es que desde la calle, en el Concejo de Medellín y en lo que uno ve de resultados, tenemos que concluir que este hombre traicionó a la ciudad, que me traicionó no solo a mí, sino que traicionó a un montón de sueños y de historia de esta ciudad. Pero yo creo que eso ya es pasado y mejor hablar del presente y el futuro”.

Pero antes de ir al futuro, una ciudadana del común puede pensar, bueno, pero si lo traicionaron una vez, ¿cómo voy a confiar? ¿Por qué tendría que votar por Luis Bernardo Vélez si se dejó traicionar?

“Hace una semana concluimos la recolección de firmas, entregamos a la Registraduría 110.000 firmas del Movimiento Cuidemos Medellín. Yo tengo muy claro que hoy, más que nunca, la experiencia, el conocimiento, la historia, el recorrido que tengo yo, y el momento tan difícil de la ciudad, me lleva a concluir, inclusive yo lo vengo diciendo de una manera un poco jocosa, que de esta no me bajo.

Ya estoy preparado suficientemente, diría yo, para asumir esta tarea y este reto tan importante de ser el alcalde de Medellín. Yo tengo un recorrido desde la academia, desde los sectores sociales, como médico salubrista, desde el Concejo de Medellín, desde el Ejecutivo como Secretario de Inclusión Social. Entonces, estamos claros que esta campaña la vamos a avanzar, lo que estamos haciendo es un buen programa de gobierno”.

¿Cómo es ese ejercicio de recoger firmas? Porque entiendo que se inscribieron 30 movimientos para recoger firmas para candidatos a la alcaldía. Esa es una cantidad impresionante, porque si cada candidato tiene que recoger 50.000 firmas como mínimo, pero finalmente recogen más de 100.000, entre las que les cancelan, las tramposas y demás, estamos hablando que más de 3 millones de personas firman. ¿Cómo le fue a usted en ese ejercicio? ¿Qué aprendió?

“Bueno, lo primero yo creo que es importante dar estos datos, que yo ni siquiera los conocía hasta el día de hoy. Se inscribieron por lo que se llama un grupo significativo de ciudadanos, por firmas, 30 candidatos a la alcaldía de Medellín. Yo creo que esto no tiene precedentes en la ciudad”.

Qué pena lo interrumpo, entre ellos hay que recordar quiénes están. Usted mismo, Gilberto Tobón, Liliana Rendón, Andreé Uribe, Rodolfo Correa, Albert Corredor, María Paulina Aguinaga, Felipe Vélez. O sea, hay un montón de hombres y mujeres que hoy se presentan.

“A mí me parece que este fenómeno hay que entenderlo y evaluarlo. Me parece que también hay un buen porcentaje de desconocimiento de lo que implica salir a recoger una firma. ¿Por qué lo digo? Primero, porque lo que encontré en la calle es que hoy se ha puesto mucho más complejo. Primero, por el número de candidatos solicitando la firma. Es decir, uno va y pide la firma y la gente dice, ¡ay, no, ya la di! Yo ya voté por otros. Yo ya voté como por tres. Oiga, ¿usted es el mismo?

Yo digo, no, por mí no ha votado. Entonces, ahí va a haber una confusión. Segundo, porque también creo que la gente que sale por firmas, me atrevo a decir, tienen desconocimiento porque no es solo recoger la firma. Es revisar la firma y luego para inscribirse como candidato por firmas, hay que tener una póliza que cuesta un dinero”.

Related Posts

Leave a Reply